Regresar a actividad
 
Actividad

4 actividades que te harán sentir mejor en minutos

4 actividades que te harán sentir mejor en minutos
 

Jeannette Kaplun, mamá y bloguera, comparte sus 4 actividades preferidas para sentirte mejor en minutos.

Todas las mamás a veces nos sentimos cansadas o agobiadas entre tantas responsabilidades, pero hay ciertas actividades que te harán sentir mejor. No creas que necesitas gastar dinero para relajarte, porque hay mucho que puedes hacer sin desembolsar ni un solo centavo. Algunas actividades incluso las puedes hacer con tus niños, para que así no sientas que les estás quitando tiempo ni te compliques con el tema de quién te los cuidará.

Salir a caminar
Parece demasiado fácil como para ser verdad, pero una simple caminata cerca de tu hogar te ayudará a despejarte y además te ayudará a ejercitarte un poco. ¡Lo mejor de todo es que es gratis!

Convertir lo cotidiano en una aventura
Cambiar la perspectiva muchas veces nos sube el ánimo. Por ejemplo, si vas al supermercado con tu hijo o hija, en vez de verlo como una tarea aburrida, enfócate mejor en mirar la sección de frutas y verduras como una experiencia de aprendizaje. Fíjate en los colores, enséñale a tu hijo a pesar los alimentos, compara las texturas y aromas de la fruta o explícale cómo se elige un tomate o un aguacate. Si miras lo cotidiano con los ojos de un niño, verás que se transforma en toda una aventura.

Atrévete a reírte con tu familia
Muchos expertos le atribuyen beneficios terapéuticos a la risa, por lo que atrévete a hacer cosas chistosas con tus niños. No le temas al ridículo y permítete reír de los chistes que te hagan tus hijos. Incluso puedes darles permiso de que te hagan cosquillas. A menudo el sentido del humor es lo que te permitirá sobrellevar un día lleno de complicaciones y preocupaciones.

Darte un baño sin prisa
A veces lo único que necesitamos es tener unos momentos de calma para recargar nuestras energías. Un baño de tina, con espuma o sales de baño, te ayudará a relajarte y además te brindará un tiempo de paz que es muy necesario. Si no tienes quién te ayude a cuidar de tu hijo o hija, prepara tu bañera una vez que tu chiquitín se haya ido a dormir.

En solo cuestión de minutos te sentirás mejor con estas actividades muy sencillas para que así disfrutes más de la aventura de ser padres.